La sostenibilidad comienza por el suelo

Armstrong acepta de forma consciente su responsabilidad con respecto a la sostenibilidad y fabrica productos duraderos de alta calidad. El linóleo DLW Sport es un producto de revestimiento de suelos ecológico ejemplar que respeta el medio ambiente, algo que han reconocido varias certificaciones. Armstrong utiliza todas las materias primas necesarias para la producción de forma eficiente, así como el agua, el aire y la electricidad y reduce al máximo los residuos y emisiones. Una larga vida útil, resistencia y facilidad para limpiar son algunos argumentos importantes a favor del linóleo DLW Sports en lo que respecta a su uso.

Materias primas naturales

El equilibrio ecológico del linóleo DLW empieza por su composición natural; está compuesto en su totalidad por materias primas orgánicas y minerales, de las cuales más del 80% son renovables. Esto hace que el linóleo sea particularmente respetuoso con los recursos naturales. En el proceso de producción no se utilizan ni descalcificadores, ni cloro, ni metales pesados y el proceso está libre de aceite mineral. La receta es básicamente la misma que la receta original de Frederick Walton con los ingredientes principales del aceite de linaza, harina de madera, polvo de piedra caliza, yute y resina. El linóleo DLW tiene un equilibrio de CO2 excelente y no constituye un riesgo para la salud gracias a sus materias primas naturales y además cumple con los exigentes requisitos de la Norma Europea sobre Juguetes.

Producción de DLW Linoleum

Si bien la receta apenas ha variado, el método de producción ha evolucionado de forma constante en el pasado. Armstrong es el único fabricante de linóleo que todavía tiene su producción en Alemania. Todas las instalaciones de producción cuentan con la tecnología medioambiental más puntera, certificadas de conformidad con la norma ISO 9001 y 14001. La fábrica de linóleo DLW en Delmenhorst, en concreto, hace más por el medio ambiente de lo que exige la norma ISO 9001 y ha recibido la certificación CE-Eco-Audit. En ella se instaló un sistema de gestión medioambiental que está sujeto a inspecciones externas periódicas además de auditorías medioambientales internas anuales.

Las etiquetas ecológicas certifican la sostenibilidad

Las certificaciones ecológicas tienen una función orientativa y se han convertido en imprescindibles para todos los fabricantes. El linóleo DLW Sports de Armstron ha recibido la certificación medioambiental Ángel Azul. DLW Linoleum recibió el prestigioso certificado SWAN de la sociedad noruega para el medio ambiente en 1996 y el 1999, fue el primer producto que recibió la certificación medioambiental de TÜV.